Nada frena las PASO: el TSJ resolvió que "no fue un conflicto de poderes" lo ocurrido en el Concejo

Camino a las elecciones 2019 05 de julio de 2019
Finalmente el órgano judicial se expidió en concordancia al Ministerio Público Fiscal y le dio la derecha a concejales peronistas y radicales que continuaron con las sesiones. Falló en contra de la presentación del presidente del Concejo Deliberante y de la edil Ferrari.
CONCEJO
Nada frena las PASO: el TSJ resolvió que "no fue un conflicto de poderes" lo ocurrido en el Concejo

Finalmente el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) se expidió en contra de la presentación de la edil Daniela Ferrari y del vice intendente y presidente del Concejo Deliberante Juan Manuel Saieg, quienes habían denunciado la sesión del 22 de mayo, momento en que la mayor parte del cuerpo pidió -mediante votación- que "se corran" de la sesión debido a que consideraban que no estaban cumplimentado los pasos administrativos necesarios para que la ordenanza de la Reforma Electoral sea elevada al Ejecutivo. 

En el "Resuelvo", el órgano judicial advierte que lo ocurrido "no constituye un conflicto municipal en los términos del artículo 165, inciso 1º, apartado C de la Consititución de la provincia". Por otra parte, fue bastante duro en las recomendaciones "a las autoridades y miembros concernidos del Concejo Deliberante a fin de que adecuen estrictamente su actuación al orden normativo supremo del pueblo de la ciudad de Alta Gracia como a los postulados de organización republicana y democrática allí previstos, fijando pautas claras e ineludibles de actuación que les permitan alcanzar, en un marco razonable, una correcta convivencia institucional, todo ello conforme a las pautas establecidas en los considerandos de la presente", dice el escrito entre otras cosas.

Cabe recordar que si bien se venían manejando de manera "políticamente correcta" hasta ese momento las diferencias entre los históricos sectores del PJ local, la presentación de la Reforma Electoral entre gallos y medianoche fue la gota que rebalsó el vaso para muchos. 

A partir de ese momento, el sector que responde al legislador Walter Saieg, se opuso a elevar la ordenanza para su posterior promulgación debido a que "no estaban cumplimentados los pasos legislativos correspondientes", sostenían. Mientras que el resto de los ediles (tanto de la UCR como de Hacemos por Córdoba, pero del sector que lidera el intendente) exigían que ese escrito llegara a manos del titular del Ejecutivo. 

Los tiempos corrían, y la decisión estaba paralizada por el "tire y afloje" de ambos lados, sin embargo, la mayoría optó por suspender al presidente del Concejo (Juan Saieg), a la presidente provisoria (Daniela Ferrari) y al Secretario Legislativo (Javier Almada) para poder concretar esa elevación que finalmente ocurrió. 

La bomba estalló y las diferencias comenzaron a acentuarse, a tal punto que fue recién un mes después que la edil y el presidente del Concejo volvieron a ocupar sus bancas, entre medio de denuncias y manifestaciones públicas encontradas de alto voltaje. 

Lo cierto es que todo había quedado en manos de la justicia (o al menos la parte formal) hasta hoy, momento en que el órgano se expidió en favor de la mayoría, haciendo, además recomendaciones a quienes integran el Concejo, con el objetivo de que "las diferencias" se puedan resolver dentro del legislativo y no escapen para afuera. 

"La petición esgrimida por los peticionantes, referida a que el conflicto municipal interno obedece a prácticas que han tenido por objeto "avanzar y remitir al Sr. Intendente para su promulgación, el irregular trámite de ordenanza creando un Código Electoral con la meta de impedir...la participación de las minorías políticas de Alta Gracia", carece de sustento legal, en razón de que los ocurrentes pueden valerse de los remedios legales y procedimientos políticos correspondientes vigentes en el COM (Carta Orgánica Municipal) y en el propio RI (Reglamento Interno)  del Concejo, para zanjar las dificultades que han sobrevenido dentro del órgano en el devenir de la hechura legislativa de sus normas", agrega parte del escrito que tiene más de 40 hojas. 

"En rigor", continúa, "no hay aquí una contienda, conflicto, intrusión, invasión de poderes o atribuciones entre dos autoridades del gobierno municipal -a un mismo tiempo- para resolver sobre un mismo asunto , que permitan vislumbrar una controversia de magnitud tal que no pueda ser solucionada en el ámbito del Concejo de Alta Gracia". 

Fuentes judiciales advirtieron como "poco común" que el TSJ sea tan duro en sus recomendaciones que en este caso abarcan a todo el cuerpo legislativo de Alta Gracia, tanto a aquellos que realizaron la denuncia como los que no.

Boletín de noticias