El autor del abuso a la salida del boliche, permanecerá preso hasta el juicio

Judiciales 10 de junio de 2019
La justicia dictó al prisión preventiva. El responsable tiene 18 años, y la víctima 16. Está imputado de "Abuso sexual con acceso carnal".
multimedia.normal.a33a9b41ad3739c1.646574656e69646f32325f6e6f726d616c2e6a7067
El autor del abuso a la salida del boliche, permanecerá preso hasta el juicio

La Fiscalía de Alta Gracia dispuso la prisión preventiva para un joven de 18 años que habría abusado de una adolescente de 16 a la salida del boliche Guemes, de la ciudad de Alta Gracia.

Los hechos sucedieron a principios del mes de abril y se viralizaron en las redes sociales, motivo por el cual el padre de la víctima se enteró e inmediatamente denunció lo ocurrido.

A raíz de ésto, el supuesto responsable fue detenido y posteriormente trasladado a la cárcel de Bouwer, donde deberá permanecer alojado hasta el juicio. 

El hecho

Ocurrió alrededor de las 3 y media de la mañana del 6 de abril. La adolescente estaba en el boliche con amigas, cuando se encontró con el acusado, a quien conocía, y quien la invitó a dar una vuelta en el auto.

La menor accedió, y él se dirigió a un camino descampado cercano a la colectora al empalme de Ruta C 45 norte y Ruta 5, a uno doscientos cincuenta metros del boliche. 

Una vez en el lugar, detuvo el automóvil , e intentó besarla a lo que la joven se negó. Posteriormente reclinó completamente el asiento del acompañante, se bajó la ropa y la violó. La adolescente logró sacarlo de encima y le dijo, una vez más que no quería, por lo que él amenazó con dejarla en el lugar: “bajate cagona”, le habría dicho, a pesar de que estaban en un lugar alejado de la ciudad, oscuro, en horas de la madrugada y sin posibilidad de recibir auxilio o asistencia.

La denuncia y la preventiva

Luego de lo ocurrido, el responsable de los hechos la llevó nuevamente al boliche, donde la joven se juntó con su amiga, llamaron un taxi y se fueron del lugar.  Horas más tarde, y en crisis por lo ocurrido, se lo contó a su amiga, quien la convenció  para que denunciara lo sucedido. 

Luego de que la Fiscalía tomara conocimiento, el autor del abuso fue detenido y posteriormente trasladado a la cárcel de Bouwer.

Para el fiscal que entiende en la causa, otorgarle la libertad, significaría un ‘peligro de entorpecimiento de la averiguación de la verdad material’, por lo que dictó la prisión preventiva, amparándose en la condición de la víctima: es mujer y menor de edad. 

Sobre ésto, profundizó en un análisis con perspectiva de género y habló de invasión a la intimidad, cosificación de la mujer como “objeto” de deseo, mediante un actuar criminal inusitadamente planificado, "de aislamiento de la víctima y amedrentamiento moral y violencia física",  y aclaró que la violencia contra la mujer de tipo sexual representa  cualquier acción que implique "la vulneración en todas sus formas, con o sin acceso genital, del derecho de la mujer de decidir voluntariamente acerca de su vida sexual o reproductiva a través de amenazas, coerción, uso de la fuerza o intimidación"

Cabe destacar que la pena que podría caer sobre el acusado va de los seis a los quince años de prisión.

Boletín de noticias