Mi Valle Mi Valle

Últimas noticias

Se archivó la causa de Juan Alós: la Justicia federal concluyó que se suicidó

Lo resolvió el juez Bustos Fierro, quien avaló el pedido del fiscal Casas Nóblega. El efectivo de Drogas Peligrosas fue hallado muerto en 2013, antes de que estallara el supuesto "Narcoescándalo". Las causas por las que se descarta un homicidio.

Judiciales 30 de julio de 2020
WhatsApp Image 2020-07-30 at 20.36.43
Se archivó la causa de Juan Alós: la Justicia federal concluyó que se suicidó

A poco de cumplirse siete años de la trágica muerte, la Justicia federal concluyó que el policía Juan Antonio Alós, quien se desempeñaba en la ex División Drogas Peligrosas de la Policía y que fue hallado muerto de un balazo en su cabeza dentro de su auto en Falda del Carmen, se suicidó.

La resolución fue adoptada por el juez federal N° 1 de Córdoba, Ricardo Bustos Fierro, tras avalar el pedido formulado por el flamante fiscal federal 2, Carlos Cásas Nóblega, quien había analizado lo realizado hasta ahora y distintos peritajes y testimonios obrantes en el extenso expediente. De esta manera, habiendo desechado que se tratara de un homicidio o un suicidio inducido por terceros, para el magistrado se trató de una autodeterminación, por lo que dispuso archivar la causa.

La muerte de Alós se registró en la madrugada del 7 de septiembre de 2013.

Mientras era buscado por la propia Policía, ya que no había vuelto a casa, finalmente fue hallado muerto con un balazo en la cabeza dentro de su Renault Clio, a la vera de la ruta S-271, en Falda del Carmen.

A los pocos días se desató la causa conocida como el “Narcoescándalo” que terminó con la detención de oficiales de Drogas Peligrosas vinculados supuestamente a distintas maniobras delictivas, donde sobresalía la vidriosa participación de un informante llamado Juan Viarnes.

Durante años, la causa de Alós fue blanco de una fuerte disputa por parte del ex fiscal de Alta Gracia, Emilio Drazile (Justicia provincial), quien sostenía que se había tratado de un suicidio; y el actual fiscal federal N° 1, Enrique Senestrari, quien remarcaba que se trataba de un homicidio.

En ese marco, Drazile llegó a ser acusado de abuso de autoridad (supuestamente no cuidó la escena del crimen). Y tuvo que defenderse con el abogado Marcelo Touriño, quien desde el comienzo volvió a insistir con aquella teoría inicial del suicidio del policía. Al final, esa causa contra Drazile no prosperó y fue sobreseído.

En el caso Alós tuvo que tomar parte la Corte Suprema de Justicia, ámbito que dispuso que fuera la Justicia federal la que investigara. El expediente pasó también por la Cámara Federal de Apelaciones.

Informe televisivo

El caso recayó en manos del fiscal Casas Nóblega.

Tras analizar un cúmulo de pruebas forenses y testimonios varios, como así también de peritos psiquiátricos, el funcionario entendió que Alós se quitó la vida con su pistola reglamentaria.

“Provocó voluntariamente su propia muerte, sin haber sido instigado a realizarlo ni haber recibido ayuda alguna de terceros”, entendió el fiscal.

Según el fiscal, y lo avala ahora el juez Bustos Fierro, el policía Alós estaba deprimido por la reciente muerte de su padre y por la difamación pública que había tenido en un informe televisivo difundido días antes en el programa ADN que conducía el animador Tomás Méndez.

En varios párrafos de la resolución, se hace mención a estos dos puntos: la muerte del padre y la desacreditación en un informe que daba cuenta sobre Drogas Peligrosas de la Policía.

En el auto de Alós se hallaron una foto de su padre y una carta escrita por él y dirigida a su esposa. En esa misiva, entre otros puntos, daba cuenta sobre su decisión final, acusaba al programa por manchar su nombre y le pedía al fiscal Senestrari que limpiara su nombre. Se autopercibía como un “chivo expiatorio”.

Casas Nóblega se apoyó en:

Informes forenses, donde se especifica que el policía no tenía heridas defensivas, no había violencias externas, el rigor mortis de la mano con que empuñó el arma, la dirección del proyectil y se explicó por qué el dermotest había dado negativo en la mano.

La carta. La misiva estaba dirigida a su pareja. En la nota se hace mención a su depresión por la reciente muerte de su padre y al informe televisivo. “Méndez, sin una prueba, me tildó de narcopolicía. Sabés vos y todos los que me conocían que no es así. Espero la Justicia pueda demostar que jamás le di un gramo de droga a ese señor Viarnes”, escribió Alós. En otro párrafo, le pidió a Senestrari que “limpie su nombre”.

Los peritos determinaron que la carta era auténtica y había sido redactada por él.

Testimonios. Se analizaron testimonios de familiares y policías que trabajaron con él, quienes remarcaron que Alós estaba deprimido, bajoneado y preocupado por las acusaciones en su contra. Además, se analizaron testimonios de los investigadores de Homicidios de la Policía Federal Argentina.

Depresión. “La situación de angustia, decepción y depresión que le generó a Alós el contenido del programa televisivo conducido por Tomás Méndez (…) que lo involucraba con actividades ilícitas días antes de su muerte, sumado al hecho de que se encontraba muy apenado por la muerte de su padre (…), fueron las causas que desencadenaron en el nombrado la decisión de quitarse la vida”, entendió el fiscal Casas Nóblega.

“No existe elemento de convicción alguno que permita establecer la intervención de terceras personas en la determinación de Juan Antonio Alós de quitarse la vida, habiendo podido acreditarse que los motivos explicitados en la carta encontrada en el vehículo en que se quitó la vida, efectivamente existieron”, resaltó.

“El material probatorio analizado permite afirmar que Alós se encontraba angustiado, decepcionado y depresivo esos días, atribuible a la muerte de su padre por un lado y el contenido del programa televisivo ADN, lo que en definitiva terminó siendo el desencadenante de quitarse la vida”, se lee en un extracto de lo fundamentado por el fiscal Casas Nóblega, dado a conocer este jueves.

“Esta actitud del policía se empezó a ver reflejada minutos después de la emisión del programa televisivo, extremo este que permite, por un lado, descartar que alguien haya podido influir en tan corto período de tiempo sobre la psiquis de Alós, induciéndolo o motrivándolo a tomar tal trágica decisión, y por el otro, suponer lógicamente que la misma obedeció a la difícil situación personal, familiar y laboral que el mismo se encontraba atravesando y al temor de ser utilizado como ‘chivo expiatorio’, tal como manifestó en su carta”, se lee en otro extracto.

El juez Bustos Fierro avaló la postura del fiscal y dispuso archivar las actuaciones, al entender que todo se trató de una autodeterminación.

Fuente: La Voz

Te puede interesar

Lo más visto

sharon A

Sharon, "la chica del cable"

Sociedad 11 de julio de 2020

Vive en Villa Parque Santa Ana. "Me las rebusco haciendo un poco de todo por que tengo 2 hijos y soy madre soltera. Estoy haciendo mi casa y ese es mi objetivo, poder  terminarla y asegurarle el  hogar a mis hijos", cuenta la joven.

WhatsApp Image 2020-07-23 at 13.41.19

Denuncia viral de acoso en Alta Gracia

Policiales 23 de julio de 2020

La joven hizo público en las redes sociales lo que le sucedió durante el mañana de este jueves cuando salió del hospital. También mostró la imagen de la patente del vehículo que conducía esta persona para que "ojalá llegue el mensaje a la familia o conocidos así se te cae la cara de vergüenza por ser un acosador", manifestó.

Boletín de noticias