Mi Valle Mi Valle

"Temo por mi vida, mi hijo tiene restricción y sin embargo nadie le prohíbe venir a intimidarme"

Lo dice Mario Maldonado, un policía retirado que fue acusado de violencia contra su familia en Despeñaderos. Él sostiene que se trata de una trama más compleja en "la que están involucrados algunos policías como mi hijo", manifiesta.

Judiciales 14 de junio de 2020
WhatsApp Image 2020-06-14 at 23.28.05
"Temo por mi vida, mi hijo tiene restricción y sin embargo nadie le prohíbe venir a intimidarme"

Un complicado caso de violencia familiar viene sucediendo desde hace varios meses en Despeñaderos. Un policía retirado terminó detenido y luego, cuando se le otorgó la libertad, la justicia le prohibió la entrada al pueblo, por lo que permanece en la vivienda de una familiar en la ciudad de Alta Gracia. Sin embargo, lo ocurrido desató una serie de denuncias cruzadas que hoy por hoy siguen vigentes.

La última presentación judicial tiene que ver con la violación a medidas de restricción del hijo de Mario Maldonado, quien habría estado a pocos metros de su padre hace pocos días en Alta Gracia. Es una familia de policías, por lo que todos conocen ampliamente los límites de las determinaciones judiciales, pero Maldonado sostiene: "Temo por mi vida, mi hijo tiene restricción y sin embargo nadie le prohíbe venir a intimidarme". 

Luego de lo sucedido, hizo la presentación ante la Unidad Judicial para que se tomen medidas al respecto. "Necesito hacer pública mi situación. Hay denuncias en contra de Personal Policial (jefes y Subalternos) que constan en el Tribunal de Conducta Policial y Control Policial de Córdoba. No quisiera que mi causa termine como mi camarada Alos con un tiro en la cabeza quedando en investigación. Yo estoy amenazado de muerte por mi hijo Leonardo el cual tiene como conseguir un arma de fuego. Solo quiero Justicia y poder vivir los pocos años que me quedan. Hace un par de meses me escracharon con una foto mía de hace más de 12 años, y no es justo todo lo que se está haciendo", cuenta Maldonado. 

Todo comenzó como un "problema familiar, poco común porque siempre hemos andado bien, pero lamentablemente pasó. Mi hijo me embromó con la venta de un auto, puso de garantía la escritura de la casa por lo que yo me negué rotundamente a firmarla y desde ahí comenzaron los problemas", cuenta.

Luego hace un resumen de lo que desencadenó su detención: 

"Yo no hice nada en ese momento porque mi esposa me pedía que no haga nada porque el está en actividad. Lo perdoné, pasó el tiempo, pero seguí siendo agresivo, con provocaciones. Lo que pasó finalmente fue a raíz de el cumpleaños de su hija, al que no me invitó. Habíamos quedado con mi señora ese viernes de ir a Alta Gracia a dar una vuelta. Fui a jugar a las bochas y como a las 17 hs me vine a mi casa, me bañé, me puse a plantar unas plantas y como a las 19 hs, la llamaba y no me contestaba por lo que me fui cerca del salón para ver si íbamos a ir a Alta Gracia. Como ví que estaban de fiesta, me fui para el lado del cementerio, al polígono de tiro, y como había gente me volví, pasé de nuevo frente al salón, estaba mi señora afuera y le pregunté qué iba a hacer si íbamos a ir o no a dar una vuelta. Mi hijo estaba en la puerta del salón con el celular en la mano y se agarraba con la mano derecha la pistola que tenía en la cintura, Me hacía señas, yo estaba como a 50 metros. Le pregunté a mi señora qué le pasaba a mi hijo que me hacía señas, y ella me dijo ¿Para qué viniste, a hacer problemas?, andate. Le dije que solo había pasado a consultarle, pero se enojó y se fue. Salí y me fui, pero volví porque vi que ella salía corriendo para adentro del salón. Me paré para ver qué me decía mi hijo, no se escuchaba nada. Entonces vino una mujer policía que es camarada de él, me pegó en la cara, me metió dentro del auto y con una mano me estaba ahorcando y con la otra mano quería sacarme el arma que yo había llevado de mi casa para ir al polígono. Vino una mis hijas que estaba en el cumpleaños y colaboró para que no me pegara y vino después otra hija mía que también es policía. Me fui a la Comisaría para hacer la denuncia, pedí que me hagan el dosaje y no me lo quisieron hacer, y tampoco me tomaron la denuncia. Después fui mi hijo para allá, hicieron un complot entre los policías por el que terminé detenido. Me tuvieron una hora y cincuenta adentro de la Comisaría, y cuando dije que me iba al hospital, em pidieron que no vaya que no iba a haber denuncia. Cuando voy saliendo, había un sargento que es primo hermano de mi señora y me dice que por orden de Fiscalía estaba detenido. ¿Cómo?, le dije,  me pegaron un palizón adentro del auto, había cinco policías adentro del salón y ninguno salió a auxiliarme y yo termino detenido. Me trajeron detenido, no me dejaron hablar con nadie, me vio el médico policial, me internaron en el hospital, porque tenía casi 20 de tensión. Ahí estuve un par de días, y después me pasaron a Córdoba. Estuve cinco días en Bouwer, y después me dieron la libertado, pero la Fiscalía me prohibió al entrada a Despeñaderos y restricción de acercamiento. Estoy tirado, porque no puedo ir a mi casa a buscar mis cosas, estoy desamparado, nadie me ha venido a ver. Solo una  de mis hijas me visita y se ocupa de mi. Soy operado del corazón, hipertenso, en Bouwer me cortaron el tendón del brazo por lo que no puedo moverlo. Por eso decidimos hacerlo público, porque no tengo a nadie. Estoy en la casa de un tío muy lejano. Mi hijo me sacó toda la plata que tenía en el banco, me sacó unos 11300 dolares y 32 mil pesos que tenía guardados para hacer un viaje al Gauchito Gil para una promesa, no me dejaron nada, estoy en la calle", resumió. 

El caso está en manos de la justicia, desde donde sostienen que los hechos "no son exactamente los cuenta Maldonado", sin embargo tanto él como una de sus hijas piden que "la justicia sea justa e intervenga de manera urgente en el caso".

Te puede interesar

WhatsApp Image 2020-05-24 at 13.34.28

Denuncian otro caso de abuso policial en Alta Gracia

Judiciales 26 de mayo de 2020

Fue efectuada la presentación en el Tribunal de Conducta Policial, en las próximas horas también se elevará el caso a la Justicia. Además de los testimonios de los adultos, una niña de tan solo 3 años de edad, lo cuenta en un video. Mirá el video.

Lo más visto

Boletín de noticias